Cómo vestir según tu cuerpo: triángulo invertido

En este nuevo capítulo de cómo vestir según la forma de tu cuerpo revisaremos el triángulo invertido, al que también se le conoce como cuerpo de atleta. La razón es obvia... generalmente los hombres que hacen mucho deporte y desarrollan especialmente su tronco superior tienen esta figura. Si todavía no sabes cuál es la forma de tu cuerpo, te invitamos a que leas nuestra primera nota haciendo click acá.


El cuerpo de triángulo invertido es muy similar al trapecio que revisamos la semana pasada. La diferencia es que esta figura tiene el tronco superior mucho más desarrollado. Por lo tanto, la diferencia entre el ancho de hombros y la cintura es mayor. Por esta razón, al tener los hombros, espalda y brazos más marcados, es que será necesario que con tu vestuario destaques la zona de la cintura y tus piernas. La idea es crear un balance visual e intentar crear una forma de trapecio.


Uno de los grandes errores que suelen cometer las personas con esta forma de cuerpo es usar poleras o camisas demasiado ajustadas a su cuerpo. Y claro, después de tantas horas en el gimnasio es evidente querer lucir esos músculos con prendas slim fit. Sin embargo, una cosa es querer destacar tu figura y la otra que tu ropa parezca ser dos tallas más chicas y que en cualquier momento cederán las costuras o volará un botón. Este es un error que probablemente no hagas intencionalmente; debes recordar que la ropa en general se fabrica para el cuerpo de trapecio... y por eso todo tenderá a quedarte más ajustado en tus brazos, pecho y hombros.


Como comentamos antes, para crear este balance visual tienes que hacer que el foco esté en tu abdomen y piernas. Para lograrlo, usa prendas que sean más sueltas o anchas en la parte de la cintura. De ese modo se creará más volumen y se reduce la marcada diferencia que hay con el ancho de los hombros. Otra forma de destacar esta zona y hacer que el foco no esté en la parte superior de tu cuerpo es usando líneas horizontales, estampados o logos... idealmente ubicados en la zona de tu abdomen solamente. Los cuellos en V también son una buena opción para ti, ya que angostan visualmente tu pecho. Entonces, lo importante es siempre tener cuidado de no destacar ni recargar la zona superior, evitando detalles, estampados o colores muy fuertes en tus hombros y pecho.


También puedes incorporar detalles en la zona de la cadera (como cinturones o bolsillos). Para los pantalones, es ideal que evites los skinny jeans y cualquier modelo demasiado ajustado a las piernas. Con ellos solo lograrás que se vea aun más ancha la parte superior de tu cuerpo. Para conseguir una mejor proporción, la recomendación en usar pantalones rectos o con un corte slim. Si te atreves, incluso puedes lucir unos pantalones de color o con estampados; con ello harás que la atención se aleje de tus hombros y pecho.


En el caso de las chaquetas, es mejor evitar las que tienen hombreras o solapas muy anchas (porque lo único que harán es agregar más volumen a una parte de tu cuerpo que no lo necesita). Siguiendo esta línea de prendas sin estructura, las chaquetas bomber que están muy de moda y los tejidos como los cardigan van a reducir lo marcado de tus hombros y crearán una transición más suave hacia tu cintura angosta.








  • Facebook - Black Circle
  • Twitter - Black Circle
  • YouTube - Black Circle
  • Instagram - Black Circle

© GMZ - Todos los derechos reservados.
Las imágenes y contenidos publicados en este sitio no pueden ser reproducidas por ningún medio sin autorización.