BMW I8, la joya más grande de Michael Chang.